En los nuevos escenarios

Publicado: 5 junio, 2015 en Sindicato

“El reto es impresionante. Y el acuerdo entre los grupos políticos llamados a liderar sólidamente el proceso de cambio  se hace imprescindible. Pero no va a ser suficiente. Será necesario que el nuevo gobierno y sus apoyos parlametarios, perciban la importancia que debe adquirir el Diálogo Social y sean consecuentes impulsándolo sin reservas, para dar paso a un panorama más alentador. ” 

150605 nuevos escenarios

La economía sigue envuelta en grandes problemas de no fácil solución.  La situación de muchas personas, en número creciente, se manifiesta con extrema gravedad. El mercado laboral sigue en un progresivo deterioro cualitativo. La dimensión del desempleo no se enmascara  ni con una rotación desorbitada; en Aragón tan solo en el mes de Mayo se realizaron casi 50.000 contratos… y si el crecimiento neto del empleo no deja de ser  testimonial, se concluye con facilidad que  el número de terminaciones contractuales o despidos, anda en una cuantía similar.  Y esto no evita que vaya creciendo el número de personas paradas de larga duración. Son muchas las personas que van rotando entre el paro y la contratación precaria, mal remunerada y prácticamente sin derechos, en multitud de sectores, en multitud de empresas, en un tejido de abrumadora  mayoría microempresarial.

Y son muchas las personas que, por demasiado viejas, por demasiado jóvenes o por otras circunstancias no perciben posibilidad de acceder ni a un puesto de trabajo basura para ir tirando. Es el paro, el  deterioro del mercado laboral y  las dificultades para acceder a él de una forma digna, junto a una disminución de la protección a las personas sin recursos, lo que explica el incremento de la pobreza y la situación de emergencia social.

La nueva configuración en la correlación de fuerzas en las Cortes de Aragón,  debería abrir puertas a políticas que den respuesta inmediata a los problemas más apremiantes, los que afectan directamente a las personas.  También urge parar la sangría a que están sometidos los servicios públicos y empezar a recomponer un sistema productivo que permita generar empleo digno, como fuente importante de creación de riqueza y distribución más equilibrada de la misma.

El reto es impresionante. Y el acuerdo entre los grupos políticos llamados a liderar sólidamente el proceso de cambio  se hace imprescindible. Pero no va a ser suficiente. Será necesario que el nuevo gobierno y sus apoyos parlametarios, perciban la importancia que debe adquirir el Diálogo Social y sean consecuentes impulsándolo sin reservas, para dar paso a un panorama más alentador.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.